FEMM Cirugía y Medicina Estética
Contacta con nosotros 91 575 64 75 FEMM

Velázquez, 22. 1º Dcha. Madrid

T. 91 575 64 75

info@femmcirugiaestetica.com

Contacta con nosotros 91 575 64 75 FEMM
Videoconferencia FEMM

/ / Aumento de pecho y remodelación con grasa propia

< Volver

Aumento de pecho y remodelación con grasa propia · Lipofilling mamario

El Lipoimplante mamario en cirugía estética y reparadora debe verse principalmente como una alternativa y complemento racional a las prótesis de mama. El Lipoimplante puede ser un tratamiento adecuado para realizar aumento mamario en aquellos pacientes que no renuncian a mejorar la forma o el tamaño de su pecho y que no desean prótesis.

El aumento de mamas mediante lipoimplante es una técnica similar a las ya descritas en la cual los microinjertos de grasa se colocan minuciosamente detrás de la glándula mamaria y bajo la piel de la mama. El volumen usado detrás de la glándula proporcionará aumento de tamaño y una ligera elevación del pecho; el volumen usado por debajo de la piel permitirá “tensarla” y dar un aspecto más turgente.

La limitación del Lipoimplante mamario se basa en el empleo de cantidades restringidas de microinjertos de grasa y por tanto una limitación en cuanto al tamaño final que se puede obtener. La cantidad de grasa que se puede microinjertar en cada mama viene limitada por “lo que cabe”, no debiendo sobrepasar en ningún modo esta restricción para garantizar el prendimiento adecuado y asegurar la ausencia de efectos secundarios. Traducido en cifras, un Lipoimplante mamario rara vez podrá conseguir más de una copa o más de una talla. En muchos pacientes la copa o la talla se conserva en el postoperatorio pero está llena del todo. Esta limitación puede superarse realizando más de un lipoimplante, de forma que se vayan sumando cantidades.
Cuando el paciente desea retirar unas prótesis de mama, estas se pueden sustituir por un lipoimplante para evitar la pérdida total de tamaño. Hay que tener en cuenta, no obstante, que el resultado final o la indicación dependerá del tamaño de prótesis que se explante.

 

 

Otros pacientes que pueden beneficiarse de un lipoimplante son aquellos que presentan síndrome de Poland. Este síndrome se caracteriza por la ausencia total o parcial de estructuras musculares, adiposas y/o glandulares en uno o ambos lados del tórax. El abordaje se puede realizar únicamente con Lipoimplante o asociando este a una prótesis de mama cuando el caso o el paciente así lo precise.

Tanto en casos con radiodermitis como en mastectomías totales o parciales sin secuelas, los microinjertos de grasa permiten la reconstrucción estadiada (en varias sesiones) sin necesidad de prótesis o de grandes colgajos que añaden más cicatrices. El tratamiento actual para las secuelas de reconstrucciones de mama (por encapsulación inveterada de prótesis, radiodermitis, cicatrización anómala, etc.) son los microinjertos de grasa. Es el tratamiento efectivo menos agresivo para la reconstrucción de defectos parciales por mastectomías limitadas.

Como en otros procedimientos de cirugía mamaria, después de un Lipoimplante mamario pueden producirse calcificaciones visibles en mamografías. Es por tanto imprescindible un control mamográfico preoperatorio y controles postoperatorios regulares para realizar un seguimiento correcto del tejido adiposo injertado; su Ginecólogo por tanto deberá estar informado de este tratamiento. Hasta la fecha no se han detectado casos en los que se haya retrasado o dificultado el correcto diagnóstico de un cáncer de mama y tampoco se ha asociado cáncer con injertos de grasa. En un porcentaje muy elevado de casos es fácil distinguir una calcificación benigna postquirúrgica de una micro calcificación maligna. Al igual que en cualquier otra mujer no operada y con una lesión sospechosa detectada en un control rutinario, es posible que se le recomiende una punción-biopsia.

Resumen de aplicaciones:

  • En Cirugía Estética: Aumento de mamas. Encapsulación de prótesis. Mamas tuberosas.
  • En Cirugía Reparadora: reconstrucción de mama pos mastectomía total o parcial (cuadrantectomía). Tratamiento de secuelas de radioterapia.

Encapsulación de prótesis o expansores. Refinamiento de reconstrucción mamaria con colgajos. Síndrome de Poland.

El lipoimplante mamario puede ser empleado en cirugía estética y reconstructiva tanto en mujeres como hombres.


AntesDespués
Fotos de antes y después de un caso clínico real

Aumento de pecho con grasa propia · Cita Diagnóstica

En la primera consulta, recibirá información sobre la intervención, y el cirujano realizará la historia clínica. En las consultas previas a la intervención de aumento de pecho con grasa autóloga es necesaria la exploración mamaria, la medición de ciertos parámetros y del estado general de salud, y la realización de fotografías.

Las mediciones ayudarán para decidir la técnica a emplear y las fotografías servirán para evaluar el resultado. Es importante que diga si padece alguna enfermedad importante; si es fumadora; si toma alguna medicación; o si es alérgica a algún medicamento o producto. Nuestro consejo es que debe preguntar todo aquello que dude. Es importante que comunique al cirujano cuáles son sus expectativas, para que éste pueda explicarle si pueden cumplirse o si hay limitaciones a las mismas.

El cirujano le explicará qué resultados pueden obtenerse y qué técnica quirúrgica es la más adecuada para un aumento de pecho con grasa autóloga. Le explicará las técnicas y el tipo de anestesia que se empleará, y donde se realizará la cirugía. Asimismo, en la consulta le informaremos sobre el coste de la intervención, la forma de pago y posibilidades de financiación.

Aumento de pecho con grasa propia · Cirugía

El Preoperatorio

Como toda operación estética que precise cirugía, para un aumento de pecho con grasa autóloga es necesario un preoperatorio que el cirujano le indicará en consulta (analíticas –análisis de sangre y electrocardiograma-, cuidados especiales, así como la lectura y firma del Consentimiento Informado). Se le darán instrucciones acerca de cómo prepararse para la cirugía y actitud a seguir con la medicación que tome o que necesite.

Al ser la intervención con anestesia general, deberá cumplir con el ayuno prescrito de sólidos y líquidos durante las 6 horas anteriores a la intervención. Es importante que cuente con algún familiar o acompañante que pueda llevarla a casa cuando se le dé el alta, y que, en caso necesario, pueda ayudarle y cuidarle durante el postoperatorio. Las fumadoras deben dejar de fumar durante un mínimo de una o dos semanas previas a la cirugía y durante la recuperación, ya que fumar disminuye la circulación e interfiere con la cicatrización. Para el éxito del tratamiento es esencial que siga nuestras instrucciones.

La Operación

Actualmente realizamos la operación de aumento de pecho con grasa autóloga en el Hospital de Madrid Nisa Pardo de Aravaca, bajo anestesia general. Es fundamental realizar una aumento de pecho con grasa autóloga en un centro hospitalario que cuente con todas las medidas de seguridad, como disponer de una unidad de cuidados intensivos y siempre bajo el estricto control por el anestesista en el quirófano. Una vez dormida la paciente a la que se realizará la cirugía de aumento de pecho con grasa autóloga, se esteriliza el campo quirúrgico y se procede a la operación.

Su cirujano le informará de qué medidas habituales y extraordinarias tiene en cuenta por su seguridad durante la intervención de aumento de pecho con grasa autóloga, así como durante el postoperatorio a medio y largo plazo. El cirujano elegirá el producto y los medios técnicos y humanos que considere mejor para sus pacientes. La cirugía para la aumento de pecho con grasa autóloga se realiza generalmente como paciente ambulatorio, pero en casos extremos, o en aquellos con condicionantes médicos o sociales especiales, con una estancia de un día en el hospital. La cirugía suele durar sobre una hora y media. Sin embargo en casos especiales puede durar más.

El Postoperatorio

Tras la operación de aumento de pecho con grasa autóloga sentirá algunas molestias unos días tras la cirugía. Sin embargo las molestias pueden ser controladas con medicación. En cualquier caso debe ser acompañado por un adulto responsable durante un día o dos, que le pueda ayudar en lo que necesite. Estará hinchada algún tiempo. Para ayudar a reducir la inflamación llevará una prenda elástica durante algún tiempo. Aunque la mayor parte de la inflamación desaparecerá en unas pocas semanas, puede tardar tres meses o más, hasta que el resultado final de la cirugía sea aparente. Mientras tanto, es importante volver a la normalidad. Debe recuperarse progresivamente y volver a su actividad habitual cuando se sienta bien -que podría ser en uno a dos días tras la cirugía-.

Si hay suturas, éstas se retiran en una o dos semanas tras el procedimiento. Le aconsejaremos que limite su actividad física al principio, evitando ejercicios pesados o movimientos bruscos durante tres semanas. En general, pasará aproximadamente un mes antes de que pueda volver a su actividad física normal. Debe evitar la exposición de la cicatrices al sol al menos durante seis meses. La luz del sol puede provocar cambios permanentes de pigmentación en la piel, provocando el oscurecimiento de las cicatrices. Si la exposición al sol es imperativa, use protectores solares. Los resultados del procedimiento son significativos y permanentes. Si sus expectativas son realistas, los cambios serán buenos y estará satisfecha con su nuevo aspecto.

Revisiones

Las revisiones siguientes se realizan en la consulta FEMM Cirugía y Medicina Estética, donde se revisará el estado de la cicatriz derivada de la cirugía de aumento de pecho con grasa autóloga y se darán distintas recomendaciones para que la paciente se incorpore lo antes posible a su vida habitual. Como garantía de calidad, en FEMM Cirugía y Medicina Estética nos comprometemos a realizar, como mínimo, seis revisiones post-quirúrgicas en el primer año posterior a la operación.

Aumento de pecho con grasa propia · Prótesis e implantes

Utilizamos un implante o prótesis mamaria que colocaremos en un plano profundo, ya sea debajo del músculo pectoral en la mayoría de los casos o bien bajo la fascia muscular en las circunstancias que así lo requieran. Para introducir el implante haremos una incisión en la zona inferior de la areola, o bien en el surco submamario según cada caso en particular. La prótesis no influye a la hora de dar lactancia materna ni altera las revisiones que el ginecólogo le hace periódicamente. Tampoco hay inconveniente para realizar mamografías, ecografías u otras pruebas diagnósticas que la paciente pudiera necesitar. 

Las Prótesis

Además del material del que están hechos los implantes para aumento de pecho, también ha evolucionado y mejorado la seguridad y los controles de calidad a las que las prótesis se someten. En nuestros días el aumento de pecho es una intervención técnicamente sencilla y los materiales utilizados son de la más alta calidad. Para un aumento de pecho podemos utilizar implantes redondos o anatómicos. Si la paciente quiere un aumento de pecho con resultado más natural elegiremos unos implantes mamarios anatómicos. Si la paciente prefiere que su resultado de aumento de pecho sea más evidente utilizaremos unas prótesis redondas (conseguiremos un escote y un polo superior del pecho más lleno). La técnica de implantación de uno u otro tipo de implante mamario es similar, aunque el aumento de pecho con prótesis anatómicas requiere un bolsillo a medida y un extremo reposo de los brazos en el postoperatorio para evitar que los implantes pudieran rotar, con la consecuente deformidad del pecho. Con cualquiera de los dos tipos de implantes mamarios podemos conseguir un aumento de pecho con resultado natural dependiendo del pecho del que parta la paciente. Será el cirujano el que valore el tipo de implante para cada caso particular, teniendo en cuenta los deseos concretos de cada paciente, pero siempre seleccionando unas prótesis de alta calidad y máxima seguridad.

Evolución de los Implantes

Desde que en los años 1950 se comenzaron a hacer los primeros aumentos de pecho mediante prótesis, han sido muchos los avances en cuanto a la técnica, seguridad y calidad de los implantes utilizados. La operación de aumento de pecho es la intervención de cirugía estética más demandada en todo el mundo y es clave que la calidad de las prótesis implantadas sea máxima. El cirujano plástico que realiza el aumento de pecho debe utilizar la mejor prótesis disponible, ya que en eso radica la viabilidad de los implantes a medio y largo plazo. Para las prótesis de alta calidad no hay una fecha de caducidad concreta, aunque se recomiendan los controles ecográficos periódicos posteriores a la intervención de aumento de pecho con el fin de identificar una incipiente rotura de los implantes. Las prótesis utilizadas en un aumento de pecho están rellenas de distintos materiales, siendo el más usual el gel de silicona. Hay distintas densidades o cohesividad de este gel del que están hechas las prótesis; y la elección del tipo de gel dependerá del resultado que queramos tener tras la operación de aumento de pecho. Con los implantes mamarios de última generación y la aparición de geles de alta cohesividad, los aumentos de pecho son más naturales y la palpación de los implantes es menos notable, ya que se reduce el "efecto rippling".

Aumento de pecho con grasa propia · Vías de abordaje y colocación

El aumento de pecho puede hacerse mediante incisión en la areola o bien a través del surco submamario (aunque menos habitual, también se realiza vía axilar). La decisión de una vía de abordaje u otra -vía surco submamario o vía periareolar- debe ser valorada por el cirujano plástico y comentada con la paciente, ya que cada caso particular de aumento de pecho puede precisar un tipo de incisión u otra. Los implantes mamarios que utilicemos en el aumento de pecho pueden ir colocados o bien bajo el músculo pectoral (subpectoral) o bien por encima del músculo pectoral y por debajo de la glándula mamaria (prepectoral, subfascial o subglandular).

La decisión de realizar la intervención de aumento de pecho en un plano u otro depende de cada caso particular y será comentado en consulta por el cirujano. Con los implantes colocados en un plano subpectoral se reduce la probabilidad de sufrir una contractura capsular o encapsulamiento. Sin embargo, el aumento de pecho con implantes subpectorales puede ser desaconsejado si la paciente realiza mucho ejercicio físico con la región pectoral o existen enfermedades musculares. Por tanto, si la paciente realiza ejercicio físico habitual con el músculo pectoral o existe patología muscular, recomendaríamos el aumento de pecho con implantes subglandulares.

El aumento de pecho colocando los implantes por encima del músculo tiene la ventaja de que la contracción del pectoral no deforma las prótesis, pero la posibilidad de contractura capsular o encapsulamiento protésico es algo mayor y los implantes se encuentran más superficiales por lo que los implantes podrían notarse o ser algo más evidentes, dependiendo este inconveniente de si el aumento de pecho se realiza en una paciente con nada de tejido mamario o de si tiene algo de tejido que cubra estos implantes. Cuando realizamos un aumento de pecho colocando las prótesis debajo del músculo, los implantes son menos evidentes que cuando los colocamos por encima del músculo pectoral. Aun así, tanto en el aumento de pecho subglandular como en el subpectoral, las prótesis son palpables en la parte inferior del pecho, ya que en ambos casos las prótesis están superficiales en esa zona; es decir, el músculo no cubre los implantes en la parte inferior del pecho. Esta palpación de los implantes tras un aumento de pecho es más habitual en pacientes delgadas.

Aumento de pecho con grasa propia · Riesgos

Cuando se realiza la cirugía de aumento de pecho con grasa autóloga por un cirujano plástico cualificado, las complicaciones son infrecuentes y generalmente menores. De cualquier manera, como en cualquier cirugía, siempre hay ciertos riesgos.

En el caso de la cirugía de aumento de pecho con grasa autóloga incluyen infección, lesiones cutáneas, sangrado excesivo, y aparición de seromas.

Aumento de pecho con grasa propia · Garantía FEMM

Las operaciones de aumento de pecho con grasa autóloga son realizadas en FEMM Cirugía y Medicina Estética por sus dos cirujanos directores: los doctores Carlos Gullón Cabrero y Ramón Calderón Nájera, ambos miembros de la Sociedad Española de Cirugía Plástica, Reparadora y Estética (SECPRE). El objetivo de estos cualificados profesionales es atender cada necesidad estética de forma personalizada y dar confianza y seguridad a sus pacientes, utilizando desde las técnicas menos invasivas a las operaciones de cirugía estética más sofisticadas.

En sus intervenciones han alcanzado una altísima reputación profesional, siempre en la búsqueda de mejorar la silueta y los contornos de nuestro cuerpo, haciéndonos experimentar realmente una mejoría física y sintiéndonos mucho mejor; haciendo que seamos más felices. Porque en FEMM Cirugía y Medicina Estética realizamos éstas y otras operaciones de la manera más profesional, avanzada y segura.

Seguridad Social/Seguros Médicos

La operación de aumento de pecho con grasa autóloga con fines estéticos no está cubierta por la Seguridad Social ni por las compañías de seguros médicos privados, excepto en casos en los que haya malformación o enfermedad asociada. En los restantes casos se considera cirugía estética, y ha de realizarse de forma privada.

Precios y Financiación

Consulte con nuestro equipo los precios de nuestras diferentes cirugías de aumento de pecho con grasa autóloga, así como las posibilidades de financiación.

Aumento de pecho con grasa propia · Casos clínicos

Para completar esta información acerca del proceso y de los posibles resultados de una intervención de Aumento de pecho y remodelación con grasa propia le mostramos a continuación una selección de casos clínicos reales realizados por el equipo de FEMM Cirugía y Medicina Estética.

 

Compartir:

© FEMM Cirugía y Medicina Estética – Registro Sanitario: CS-9538

© PREMIUM MEDICAL S.L. C.I.F.: B-85434447 - Calle Velázquez 22-1º dcha. 28001 Madrid

www.femmcirugiaestetica.com91 575 64 75 - info@femmcirugiaestetica.com - Diseño web: Toma10


PRIVACIDAD | AVISO LEGAL | MAPA WEB | CONTACTO