Seleccionar página

AUMENTO DE PECHO Y RINOPLASTIA: Cirugía mixta

9 Ene, 2017 | Aumento de pecho, Cambio de prótesis, Rinoplastia

Inicio » reducción de pecho » AUMENTO DE PECHO Y RINOPLASTIA: Cirugía mixta

Testimonio en vídeo de una paciente de FEMM de 31 años sobre su cirugía mixta de rinoplastia, cambio de prótesis y aumento de pecho

» A mí nunca me gustó el aspecto de mi nariz; era muy aguileña y demasiado grande para mi cara, y siempre quise operarme; pero tenía miedo al resultado, a que no me gustase o a que fuese una nariz que no le fuese a mi cara; y lo fui dejando pasar; no me había preocupado de ello.

Pero yo estaba operada de pecho hacía 13 años y había que cambiar las prótesis. Y ya que tenía que pasar por quirófano se me pasó por la cabeza el hecho de operarme la nariz. 

Estaba buscando clínicas; visité varios cirujanos, hasta que un día navegando por Internet encontré la web de clínica FEMM y decidí pedir una primera cita. La primera impresión con el doctor Ramón Calderón Nájera fue muy buena. El doctor es muy amable y muy cercano. Me explicó todas las dudas que tenía y se tomó mucho tiempo conmigo contestando a todas las preguntas. Yo sentía que él entendía lo que yo quería. Yo quería un resultado natural, que no se notara demasiado; algo que fuera proporcional a mi cara. Entre nosotros hubo esa conexión; ese entendimiento que no había encontrado en anteriores cirujanos que había visitado.

Como yo estaba operada con anterioridad, el cirujano me recomendó unas prótesis redondas; acordamos un tamaño que fuera proporcionado, un poco más grande de lo que yo tenía. Estuvimos probando en la consulta diferentes tamaños; y acordamos el que mejor me quedaba y con el que más a gusto me sentía.

Me daba mucho miedo, sobre todo la nariz, porque el rostro es algo que no puedes ocultar; el pecho sí, pero la nariz y la cara es lo primero que se ve; entonces, si no me gusta mi propia cara, ahí habría un problema tremendo.

Quería un resultado muy natural; que fuera muy acorde a mi cara. Quería que la gente que me viese no notase que estaba operada; que notase un cambio pero no algo drástico; no algo que no fuese bonito o que fuese demasiado pequeña o excesivamente afilada; algo natural.

Para mí la belleza es una combinación de muchos aspectos: seguridad, sentirte bien contigo misma; proyectarlo hacia los demás; y no solo la apariencia externa sino también como te ves a ti mismo y como te encuentras. Si consigues un equilibrio entre todo eso, lo que proyectas sí que es belleza.

Estuve viendo varias páginas; sobre todo la primera que visité fue la de la Sociedad Española de Cirugía Plástica, Reparadora y Estética (SECPRE). y de ahí fui sacando varios cirujanos y fui buscando hasta que encontré la página de la clínica FEMM.

Notan un cambio; al principio no saben qué es y están un rato mirando; y luego ya saben que es la nariz; sobre todo cuando me pongo de perfil. Pero al principio les cuesta. Yo antes tenía un caballete bastante pronunciado y la nariz era bastante ancha; y ahora está más estrechita. Y cuando sonreía se unía la punta de la nariz con el labio; y ahora hay una distancia considerable.

El hospital estaba muy bien; la habitación genial. En el quirófano todo el personal muy amable; la anestesista… todo, todo muy bien. Fue muy breve y el postoperatorio genial; no tuve molestias y estuve en todo momento atendida; y en conjunto fue todo muy bien. En casa, tomándome las medicinas que me había recetado el doctor; con reposo y bien; es que no tuve ninguna molestia.   

La rinoplastia es una operación muy agradecida, ya que las molestias son muy leves y los resultados son buenísimos. Te ves muchísimo mejor. El rostro es mucho más armónico; la atención no se va solo a la nariz. Lo recomendaría. Claro que sí.

En las fotografías antes y después de la rinoplastia cerrada realizada a Cándida Garrote (31 años) vemos que presentaba una nariz con pequeña giba o caballete. Le reducimos el dorso y le afinamos la punta nasal reduciendo el tamaño de sus cartílagos alares que asomaban demasiado grandes antes de la operación. También le acortamos ligeramente la longitud de su nariz para que el tamaño global fuese más proporcionado al resto de estructuras de su cara. En el mismo procedimiento quirúrgico le realizamos una cirugía mixta con cambio de prótesis y aumento de pecho.

También recomendaría el aumento de pecho; sí, si estás acomplejada porque tienes un pecho muy pequeño o muy caído. Luego te queda un pecho muy bonito; todo te queda bien y con él te sientes cómoda y muy atractiva y sexy.

Sí; soy presumida; me gusta cuidarme. Y me fijo en la apariencia de la gente porque es tu tarjeta de presentación.

Recomendaría FEMM y a sus cirujanos plásticos porque además del trato que fue tan personalizado; que fueron muy amables y me sentí muy a gusto, muy bien; y el resultado fue espectacular. Estoy muy contenta con el resultado; muy contenta, y así lo proyecto también y así me ven los demás; me ven mucho más contenta, más guapa. Estoy muy bien; muy a gusto ”.

Cándida Garrote (Madrid). 2013.

© FEMM Cirugía y Medicina Estética

Pide cita en el 91 575 64 75, por WhatsApp o a través de nuestro formulario