Seleccionar página

Cómo cuidar las cicatrices con Medicina Integrativa

2 Feb, 2024 | Medicina integrativa, Recomendaciones FEMM

Inicio » Blog » Recomendaciones FEMM » Cómo cuidar las cicatrices con Medicina Integrativa

Una de nuestras principales inquietudes a la hora de realizarnos una cirugía es el aspecto que tendrán nuestras cicatrices: marcas que pueden resultar algo incómodas, especialmente si están en zonas visibles. La terapia neural es uno de los tratamientos que puede ayudarnos a mejorar su aspecto.

El Dr. David Navas, especialista en Medicina Integrativa, nos explica cómo puede beneficiar este tratamiento al proceso de curación.

La terapia neural acelera el proceso de cicatrización

Las cicatrices forman parte del proceso de reparación de un tejido y es normal que nos preocupemos por ellas: que su aspecto sea estético, que no sean hipertróficas y que cierren correctamente. El Dr. David Navas explica que “el objetivo de la terapia neural es conseguir que evolucionen favorablemente después de cualquier proceso quirúrgico, acelerando su mejoría gracias a pequeñas inyecciones de procaína”.

Este fármaco es un anestésico local que cuenta con un potente efecto antioxidante y vasodilatador, característica que favorece enormemente la recuperación de los tejidos. “Al inyectarlo en la zona tratada no solo mejora este proceso, también disminuye la probabilidad de que surjan problemas a lo largo de la curación” afirma el doctor.

Así, este tratamiento evita que suframos cicatrices dolorosas, adheridas y retráctiles, además de disminuir el tiempo de ingreso hospitalario. Una terapia integrativa que cuenta con una gran cantidad de ventajas.

Otro beneficio muy interesante es que se trata de un procedimiento indoloro, sencillo y cómodo para los pacientes. Las sesiones duran entre 30 minutos y una hora y suele tener unos efectos bastante rápidos: en muchos casos, podremos notar una mejora desde la primera consulta, aunque necesitaremos varias sesiones para poder ver un cambio notorio en nuestras cicatrices.

Cirujano plástico dibujando líneas en el abdomen de una mujer joven

Los nutrientes que te ayudarán a cicatrizar mucho antes

Para que el cuerpo tenga una recuperación óptima es interesante poder nutrir al organismo correctamente con un extra de vitaminas y minerales que podemos conseguir a través de suplementación vitamínica. Esta debe ser específicamente recomendada para el tratamiento de las cicatrices, como la vitamina B5.

Esta sustancia en particular “acelera la recuperación y cicatrización de las heridas. También aumenta el número de células reparadas y la síntesis de proteínas” afirma el Dr. Navas. La vitamina C y el cobre estimulan la síntesis de colágeno, mientras que la arginina y omega 3 refuerzan el sistema inmune y mantienen unos niveles de oxígeno y perfusión sanguínea óptimos. Bloquean las interleucinas proinflamatorias, que “reducen la inflamación y la posibilidad de que se desarrollen infecciones bacterianas” señala el doctor.

Algunos minerales, como el manganeso y el magnesio, también aceleran este proceso, facilitando la recuperación del organismo y favoreciendo una correcta y rápida cicatrización.

Si combinamos estos nutrientes con la terapia neural conseguiremos unos resultados más satisfactorios: podremos ver cómo nuestras cicatrices mejoran más rápidamente.

Antes de empezar a tomar esta suplementación, es fundamental consultar primero a un especialista en este campo, que pueda valorar nuestro caso y recomendarnos los nutrientes que más puedan beneficiarnos.

Cómo cuidar las cicatrices después de una cirugía

Para que las marcas tras una operación evolucionen favorablemente, es muy importante seguir al pie de la letra las indicaciones de nuestro cirujano o cirujana, especialmente aquellas que están relacionadas con el movimiento: evitar los esfuerzos es un punto clave para no afectar negativamente a nuestra recuperación. Descansa y tómate el tiempo que necesites, con paciencia y sin prisa.

También es importante proteger estas marcas del sol con ropa adecuada para que la radiación no llegue a penetrar en las heridas. Una vez hayan caído los puntos y las costras estén secas, podremos aplicar protección solar. El Betadine y la rosa mosqueta también son aliados muy interesantes para nutrir nuestra piel. Te lo contamos todo sobre el cuidado de las cicatrices en este post.

En cualquier caso, es imprescindible la valoración por parte de un profesional antes de aplicarnos cualquiera de estos tratamientos. Pide cita con nosotros aquí.

Pide cita en el 915756475, por WhatsApp o a través de nuestro formulario